HACCP Hazard Analysis and Critical Control Point

El análisis de riesgos y puntos críticos de control (ARPCC) es la principal plataforma para la legislación internacional y las buenas prácticas de fabricación en todos los sectores de la industria alimentaria. El análisis de riesgos y puntos críticos de control es también el componente clave de muchas normas de cumplimiento certificado y se reconoce como elemento principal del comercio internacional de productos alimentarios.

El análisis de riesgos y puntos críticos de control es una herramienta de gestión de riesgos reconocida en todo el mundo para su uso en la gestión proactiva de cuestiones relacionadas con la seguridad alimentaria. Un sistema de análisis de riesgos y puntos críticos de control ayuda a centrarse en los peligros que afectan a la seguridad alimentaria por medio de la identificación de riesgos y a establecer unos límites de control críticos en aquellos puntos del proceso de producción que tienen una importancia fundamental.

La Comisión del Codex Alimentarius ha desarrollado normas y directrices internacionales del codex con el objetivo de proporcionar un alto nivel de protección del consumidor y unas prácticas justas en el comercio internacional de alimentos y productos agrícolas.

Nuestro plan de certificación para el análisis de riesgos y puntos críticos de control pretende cumplir, como mínimo, los principios generales para la higiene de los alimentos el ARPCC del Codex Alimentarius, pero también puede adaptarse para incluir otros códigos profesionales del Codex o directrices relacionadas con determinados productos, así como cualquier requisito de normas nacionales.

¿PARA QUIÉN ES SIGNIFICATIVO?

El ARPCC es importante para cualquier sector de la industria alimentaria, como los principales productores, fabricantes, procesadores y operadores de servicios alimentarios que deseen demostrar que cumplen con los requisitos de la legislación nacional o internacional sobre inocuidad de los alimentos.

Ventajas

Existen claras ventajas relacionadas con la certificación y aprobación basadas en el análisis de riesgos y puntos críticos de control.

  • Permite demostrar el compromiso con la inocuidad de los alimentos.
  • Transmite un grado de confianza exigido por los consumidores, minoristas y compradores del sector alimentario.
  • Proporciona a los compradores, consumidores, organismos ejecutivos gubernamentales y cámaras de comercio una garantía justificada de que se han implementado sistemas de control para asegurar la producción segura de los alimentos.
  • Se basa en las normas y directrices del Codex Alimentarius, reconocido internacionalmente, así como en otras normas nacionales.
  • Las evaluaciones periódicas ayudan a supervisar continuamente el sistema de seguridad alimentaria.

Capacitación

IF Consulting son expertos en capacitación y disponemos de una red de cursos públicos y cerrados.

Deja un comentario